jueves, 12 de enero de 2012

Advertencia de contenido ;)

(Ya que facebook ha comenzado a bloquearme por contenido ofensivo de las entradas de este blog, qué menos que usar el beneficio que toda expresión de morbo desgraciadamente concita en los seres humanos, ;))

Tras  diez años en internet por fin hoy me he decidido a comprar un dominio con mi nombre (no se dirá que no me pienso las cosas con calma, ¿eh?). Por ahora no pienso en página web, eso es algo que me supera, pero sí intentaré redirigir este blog a esa url.

Se me ha juntado todo un poco, así que a la vez estoy intentando hacer algunos cambios en el diseño del blog, por lo que pido disculpas si como lectores del mismo percibís los traqueteos.

Algo más, me he visto obligada a moderar los comentarios definitivamente, algo que va en contra de los principios que me sostienen espiritualmente hablando. Lo que sucede es que la salud mental y hasta física son fundamentos más primigenios, y como no deseo que sufran menoscaba, por ahora al menos y hasta que algunas bocas recuperen la cordura (o se olviden de este blog), me permito el lujo de ser flexible conmigo misma.

Este blog, o la persona que lo lleva, o sea, yo, nunca ha tenido problemas de ningún tipo a través de este medio, jamás me he sentido acosada. Mas bien he percibido siempre que cierta salud  que podía desprender tal vez por el tipo de vida que elegí vivir, la de la lucha contra la bestia, se extendía en un mínimo aunque fuera hacia mis entornos. Pero desde hace un par de meses parece que la ferocidad que alentó un lugar de esta internet de dios consiguió alojarse en las mentes de algunas personas. No soy supersticiosa ni creo en la magia, como hace poco respondí a algún comentario en este mismo blog, sólo creo en el ser humano y en sus capacidades, en su esfuerzo y en su voluntad de congruencia,  que son para mí los causantes de la providencia benefactora a través de la cual puede emerger el Amor y el Arte, así, Amor y Arte situados al mismo nivel aunque cada uno en su cajón. Ninguno puede existir sin el otro.

Así que aún sin querer, y a pesar de algunas malas artes practicadas por otros seres humanos, veo que no han conseguido moverme de ese sitio en el que me puso mi madre cuando me parió, por lo que me siento muy feliz. Experiencia tengo en la vida como para saber que lo que triunfa siempre es el bien, por mucho mal que nos aceche, o incluso parezca que nos mate.

Dedico esta entrada a dos hermosos y queridos amigos que en estas semanas me han ayudado a mantenerme algo más serena. No digo sus nombres por respeto a sus posiciones. Usar nombres con más crédito que el mío aunque sea para dar las gracias, me parecería de una obscenidad rayante en el crimen, por muy exagerado que resulte, hacer uso del prestigio que pueda acompañar al nombre de determinadas personas para así obtener un rédito que no nos corresponde. Pero ellos me leerán y sabrán que le doy las gracias públicamente. 

Gracias también a quienes sin ser ellos, leáis esta entrada, y de nuevo os pido disculpas por los traqueteos que los arreglos puedan ocasionar en la visión de este blog. Los bombardeos no han logrado arruinar los cimientos, de eso podéis estar convencidos.

Un beso a tod@s con todo mi cariño

3 comentarios:

Mnauel dijo...

Me alegra la decisión que has tomado. No se me ocurre nada más cansino que tener que soportar por sistema los frutos de los complejos de cobardías escudados trás anónimos, simples personas con malas conciencias.

Rafael dijo...

Un beso Sofía y suerte en esta nueva etapa, que seguro, y conociéndote un poco, será una continuidad del trabajo que tan bien vienes realizando hasta la fecha.
Rafael

Sofía Serra Giráldez dijo...

Muchas gracias a los dos, Mnauel y Rafael.
Por cierto, qué bonitos nombres ambos los vuestros, y qué importantes en mi vida privada (al menos el tuyo, Mnauel, se parece a otro que bien conozco), al final no me va quedar más remedio que creer en la magia...:)
;)
Besos a los dos

 
Creative Commons License
El cuarto claro by Sofía Serra Giráldez is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-No comercial 3.0 España License.