martes, 16 de abril de 2013

Liberta

Liberta

sin pies

normalmente las batallas del hombre
suceden en el límite entre la noche
de sus ojos y el día de sus manos.
si no sé ni dónde pisan mis pensamientos
mucho menos puedo pensar mis pies.

sin cabeza

se ha soltado la yunta
y ya no puedo arar.
Soy un animal
sin frente
ni amo.

sin cuerpo

Habiendo llegado al límite
qué hago ahora aquí.
soltar amarras e la nave va
sesgando y muy ciertos
agujeros la diluyen
en la salina transparencia.

sin palabras

mi mente catastrófica gobierna
su salida de este mundo inhóspito
y cruel pido un deseo
por todos los hombres
un abocarme
para deglutirme
por completo entiendo
pero no hay palabras
que me lo demuestren.

sin dios

en la inefabilidad de la sustancia
hallo la máquina del tiempo.
un soldado muerto me dijo:
no nombrarás
en vano.

Sofía Serra (De La exploradora)

2 comentarios:

Rafael dijo...

Te entiendo Sofía. Quizás esta sea una noche "sin..."
Un abrazo.

Amando García Nuño dijo...

Todo lo que cuelgas del poemario La exploradora provoca en mí una especie de mirada lateral sobre el hecho poético, me pone delante de una encrucijada con mucho de invitación al peregrinaje. Confieso que me atraen especialmente. Un abrazo.

 
Creative Commons License
El cuarto claro by Sofía Serra Giráldez is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-No comercial 3.0 España License.