jueves, 17 de octubre de 2013

Arte y lectura en primera instancia

Con este libro, publicado en 1959, entré por primera vez en contacto con el mundo del Arte. Me recuerdo de pequeña, y no tan pequeña, hojeándolo con fruición, ávida no sé de qué, satisfecha en esos ratos antes de que mi madre me llamara, con cierta dulzura pero con autoridad maternal, al orden del horario familiar: "Sofía, deja ya el libro y ven de una puñetera vez a cenar!". Normalmente a la tercera, ya me enteraba de qué significaban esos sonidos que, con el mínimo de ser consciente posible, mis oídos detectaban. (punto y aparte) hace pocos días q le pedí a mi hijo que me lo trajera de casa de mis padres. Conozco sus láminas de memoria. Al tenerlo delante hoy he comprendido ciertas capacidades, el porqué de alguna menor dificultad en la comprensión de las expresiones humanas. Mente infantil, tabula rasa. ( punto y aparte). ( Probando lanzar entrada en el blog a través del móvil vía app para android de Blogger).

1 comentario:

isabel gutiérrez dijo...

Cómo me suena esta portada, se remueven en mí no sé que mariposas. ¿Cuándo comienza nuestro destino (artístico)? Qué lo determina. Una gran incógnita. Pienso en muchos momentos, quizás sea la suma de todos ellos.

 
Creative Commons License
El cuarto claro by Sofía Serra Giráldez is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-No comercial 3.0 España License.